TEGUCIGALPA.- El Poder Ejecutivo refrendó hoy en Consejo de Ministros dos importantes convenios para ampliar la producción con bajo riego de cultivos de alto valor en los valles de Comayagua. Guayape, Olancho, en Yoro y en un cinturón seco del país  y otro para fomentar la educación alimentaria en el país.

El primer acuerdo suscrito entre los gobierno de Honduras y Austria, pretende ampliar la producción con bajo riego de cultivos de alto valor a un costo de 320 millones de lempiras.

El  ministro de Agricultura y Ganadería, Jacobo Regalado, recordó que es la segunda vez que se firma ese tipo de proyectos  con  el gobierno de Austria, por un monto de 320 millones de lempiras para la irrigación de cultivos en el país.

Regalado explicó que mediante el convenio, se pretende llegar a unas cuatro mil 300 hectáreas que representan seis mil manzanas de tierra, que serán irrigadas en el Valle de  Comayagua y en Guayape, Olancho, en el departamento de Yoro y en el cinturón seco del territorio nacional.

El funcionario expresó también se aspira a desarrollar la capacidad productiva generando unos 18 mil empleos directos e indirectos, gracias a la producción de pasto, granos básicos y cultivos de alto valor.

Manifestó el agradecimiento al gobierno de Austria por el acompañamiento mediante el financiamiento así como a la Secretaría de Finanzas, especialmente a la Dirección General de Crédito Público por el apoyo para que la firma del importante préstamo se hiciera tiempo récord, lo  cual permitirá ampliar las zonas de riego en el país.

Agregó que se está avanzando con el sistema de riego y se pretende llegar a unas 15 mil hectáreas adicionales y las cuatro mil 300 que se irrigarán mediante la firma del convenio, se suman al esfuerzo del Presidente Porfirio Lobo Sosa para impulsar la producción en el agro.

Por su parte, el representante de la empresa Bauer Group de Austria, Heimo  Wiesinger, manifestó que se siente honrado de permanecer  en Honduras y está contento de ser parte del proyecto de riego de cultivo de alto valor en el país.

Comentó que Austria tiene numerosas capacidades en materia  de irrigación y la compañía Bauer  posee experiencia muy importante alrededor del mundo en sistemas de riego por aspersión.

Cada día que pasa, el agua se vuelve más importante para el mundo, por lo que ese convenio es sustancial tanto para la población como el Gobierno dándole el  uso más eficiente al agua, ya que el 70 por ciento de las fuentes de agua a nivel mundial son utilizadas para la agricultura, manifestó Wiesinger.

Por lo que es importante manejar de la mejor manera ese recurso natural tan importante para la humanidad, agregó.

Entretanto, el comisionado presidencial para la región de Patuca, Jorge Lobo, agradeció el apoyo del gobierno de Austria, al tiempo que dijo que el Mandatario Lobo Sosa, es un productor de granos básicos y ganadero, por lo que conoce que si no es con riego, muy poco pueden hacer los productores hondureños, y es  una de las principales políticas que dentro de su gestión ha impulsado; mejorar la producción agrícola, y los   sistemas de riego.

Otro convenio

Por otra parte, se firmó el convenio entre la Secretaría de Educación, el Fondo de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) y la Universidad Nacional de Agricultura(UNA), para fomentar la educación alimentaria en el país.

El ministro de Educación, Marlon Escoto, explicó que el programa denominado “Educación Alimentaria”, ya inició mediante la primera fase y ahora será ampliado a las áreas de influencia de la UNA, específicamente en Catacamas, Dulce Nombre de Culmi y seis municipios más del departamento de Olancho.

Escoto explicó las partes que firmaron ese convenio estarán enfocados en la educación alimentaria y ambiental con la participación de estudiantes de carreras relacionadas.

El acuerdo fue firmado por la representante interina  de la FAO y delegada residente del UNICEF, Cristian Munduate; quien indicó que el convenio que será ejecutado por los estudiantes de la UNA, impactará en el estado nutricional de los niños de Honduras, y de igual forma generará capacidades para que las familias fortalezcan todas las áreas de generación de ingresos que están  vinculadas con la producción agrícola.

Agregó que el proyecto inició en 2010, con la celebración de  la Conferencia Internacional de Universidades Contra el Hambre y a partir de ahí, se comenzó el trabajo de hacer valer el derecho a la alimentación, por lo que se va a trabajar con la universidad gracias a su experiencia en ese sentido, beneficiando a los pobladores indígenas de las zonas cercanas a la influencia de ese centro educativo.

En el acto participaron además, el representante de la UNA, Kenny Nájera y el presidente del Proyecto Escuela de Campo para Agricultores (ECAS), Henry Paguada. Centinela.