El representante de la Unesco, Alexander Leicht, informó que en más del 90 % de los casos de asesinatos en contra de periodistas en Honduras continúa en la impunidad.

El director y representante de la Oficina Multipaís en Centroamérica de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), Alexander Leicht, dijo la tarde del miércoles en Tegucigalpa que ejercer el periodismo en Honduras es «bastante peligroso».

«Honduras es un país bastante peligroso para ejercer el periodismo, las cifras lo demuestran», indicó Leicht, luego de su participación en el foro «Retos, logros y oportunidades: la protección, seguridad y salud mental de periodistas», auspiciado por la Unesco y otras agencias del Sistema de las Naciones Unidas.

En el foro, que se celebró en el Centro Cultural de España en Tegucigalpa (CCET), se recordó que en lo que va del presente siglo en Honduras han sido asesinados alrededor de un centenar de periodistas y comunicadores sociales, cuyos casos en más del 90 % continúan en la impunidad.

Solo en lo que va de 2022 han sido asesinados cinco periodistas, según registros del organismo no gubernamental Comité de Libre Expresión (C-Libre).

En la jornada participaron directivos del Colegio de Periodistas de Honduras, Asociación de Prensa Hondureña, C-Libre, docentes universitarios y comunicadores de varias regiones del país centroamericano.

Honduras entre los países «altamente peligrosos»

Leicht resaltó que en Latinoamérica, El Salvador, Honduras y México figuran entre los países en los que es «altamente peligroso» ejercer el periodismo.

El tema de la impunidad fue uno de los más importantes abordados en el foro sobre la seguridad de los periodistas.

«Se dijo de manera muy clara que sin periodismo no hay democracia y esa es la posición de la Unesco, necesitamos un periodismo muy activo que pueda hacer su trabajo con seguridad para tener un discurso abierto y democrático», expresó Leicht.

Añadió que «es muy importante que todas las partes tomen su responsabilidad de proteger a los periodistas y el periodismo, y eso significa que también tenemos que atacar el problema de la impunidad y que el Estado ayude a frenar la impunidad cuando hay asesinatos de periodistas».

Según Leicht, el riesgo para ejercer el periodismo es a nivel mundial y solo el 15 % de los crímenes han sido aclarados.

En el foro también se habló de los múltiples tipos de amenazas contra los periodistas, siendo las más novedosas «las amenazas en línea por redes sociales y WhatsApp».

Varios periodistas refugiados en Costa Rica

El representante de la Unesco resaltó entre las conclusiones «el carácter que todos los periodistas tienen y necesitan para hacer su trabajo en el día a día».

«Para mí también a nivel personal es muy impresionante sobre la resiliencia que los periodistas tienen y necesitan», dijo Leicht, quien además considera que el Estado y el Gobierno «tienen su responsabilidad de proteger el periodismo, crear, mantener y desarrollar sistemas de protección».

También valoró la importancia que tiene la concienciación de toda la población y el «periodismo seguro que se debe ejercer, porque como se dijo hoy, sin periodismo no hay democracia».

Leicht dijo, además, sin precisar detalles, que en Costa Rica hay varios periodistas de la región centroamericana en condición de «refugiados», que tuvieron que irse de sus países «por amenazas, acoso en línea y sus condiciones de trabajo se volvieron muy difíciles».

«Son de toda la región. En todo el mundo entre los refugiados siempre hay periodistas», apostilló.

Marcos Rodriguez

Ver todos los posts

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Facebook posts

[custom-facebook-feed]
El Canal de Nuestra Identidad

EL CANAL DE NUESTRA IDENTIDAD

Somos una Compañía Televisora, que inició sus transmisiones el 12 de Marzo del año 2004,en la ciudad de El Progreso, en el departamento de Yoro, Honduras.

Su fundador y Gerente General el empresario Juan Antonio Bendeck junto a su familia, al ver la respuesta positiva y el apoyo recibido por parte de los pobladores de aquella ciudad, deciden ampliar su proyecto y logran que en el mes de Mayo del mismo año, la empresa estatal CONATEL, les otorgue la Licencia formal para operar el Canal 48 con señal de televisión abierta y con una cobertura mayor para la región del Valle de Sula.