Este jueves 10 de diciembre, cuando se conmemora el día de los Derechos Humanos, el Gobierno de Estados Unidos tiene previsto aplicar una inyección letal a Brandon Bernard, un hombre afroamericano de 40 años condenado a muerte por actuar como cómplice de un crimen cuando tenía 18.

La decisión se dio a conocer el pasado 16 de octubre, cuando el Departamento de Justicia emitió un comunicado titulado “Ejecuciones programadas para dos presos federales condenados por asesinatos atroces”, en el cual se reseña que Bernard fue condenado en el 2000 por asesinar un año antes, junto a sus cómplices, a dos líderes religiosos juveniles.

Sin embargo, a pocas horas de que se haga efectiva la orden del fiscal general William P. Barr, el caso es motivo de controversia, pues cinco de los nueve miembros del jurado que votaron hace 20 años para condenar a Bernard, así como una ex fiscal federal que en su momento justificó su sentencia de muerte, ahora piden que se le perdone la vida.

Incluso, figuras públicas como la empresaria y celebridad Kim Kardashian West han abogado por detener la ejecución.

La ejecución de Bernard está programa para este jueves 10 de diciembre en horas de la noche. Se trataría de la primera de una serie de ejecuciones ordenadas por Trump semanas antes de abandonar la Casa Blanca.

Brandon Bernard es un hombre afroamericano de 40 años oriundo de Texas. Su pena de muerte está programada en la prisión federal de Terre Haute (Indiana), pues, de acuerdo con el Departamento de Justicia, él “y sus cómplices asesinaron brutalmente a dos ministros de la juventud, Todd y Stacie Bagley, en una reserva militar en 1999”.

La versión de los fiscales federales dice que esa noche Todd Bagley accedió a llevar a “varios de los cómplices de Bernard” en su carro. En un momento, “le apuntaron con un arma, lo obligaron a él y a Stacie a entrar en el maletero, y condujeron con la pareja allí dentro durante horas mientras intentaban robar su dinero y empeñar el anillo de bodas de Stacie”.

Agregan que, “mientras estaban encerrados en el maletero, la pareja habló con sus secuestradores sobre Dios y suplicó por sus vidas”.

Esa versión finaliza asegurando que los hechos se dieron así: “Los secuestradores aparcaron en la reserva militar de Fort Hood, donde Bernard y otro cómplice rociaron el coche con un líquido inflamable, mientras la pareja, todavía encerrada en el maletero, cantaba y rezaba. Después de que Stacie dijera: ‘Jesús te ama’ y ‘Jesús, cuídanos’, uno de los cómplices les disparó a Todd y a Stacie en la cabeza, matando a Todd y dejando a Stacie inconsciente. Bernard luego prendió fuego al carro, matando a Stacie por inhalación de humo”.

En junio del 2000, un jurado del Tribunal de Distrito de los Estados Unidos para el Distrito Oeste de Texas declaró a Bernard culpable, entre otros delitos, de dos cargos de asesinato dentro de la jurisdicción especial marítima y territorial de los Estados Unidos, y recomendó por unanimidad la pena de muerte. Su condena y sentencia fueron confirmadas en apelación, y todos los tribunales que lo consideraron rechazaron su solicitud de reparación colateral.

Fuente: EL TIEMPO INTERNACIONAL

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El Canal de Nuestra Identidad

EL CANAL DE NUESTRA IDENTIDAD

Somos una Compañía Televisora, que inició sus transmisiones el 12 de Marzo del año 2004,en la ciudad de El Progreso, en el departamento de Yoro, Honduras.

Su fundador y Gerente General el empresario Juan Antonio Bendeck junto a su familia, al ver la respuesta positiva y el apoyo recibido por parte de los pobladores de aquella ciudad, deciden ampliar su proyecto y logran que en el mes de Mayo del mismo año, la empresa estatal CONATEL, les otorgue la Licencia formal para operar el Canal 48 con señal de televisión abierta y con una cobertura mayor para la región del Valle de Sula.